15 datos sorprendentes sobre le leche materna que talvez no sabías

La leche materna es mucho más que un simple alimento: favorece la salud de tu bebé y la tuya, regala seguridad y fomenta una relación íntima entre ti y tu nene/nena.

Siempre supe que iba a querer amamantar a mi bebé, desde antes de que me embarazara, simplemente porque es lo más natural. Durante mi embarazo y en los primeros meses de vida de mi hija, leí mucho sobre la leche materna y quedé cada vez más y más fascinada por este oro líquido y sus características milagrosas ¿Ya habían escuchado de estos datos sorprendentes sobre la leche materna?

15 datos sorprendentes sobre la leche materna

 

  1. La leche materna contiene un promedio de 87 % de agua

Por eso no es necesario darle agua aparte al bebé, tampoco en días calurosos si el bebé está nutrido por lactancia materna exclusiva.

  1. La leche materna contiene una composición de carbohidratos que es perfecta para el crecimiento del cerebro

Hay estudios que encontraron un coeficiente intelectual (IQ) más alto en niños que habían tomado leche materna para su desarrollo.

  1. La composición de la leche materna es diferente para infantes de sexo femenino y masculino

La de bebés masculinos contiene más grasa, por lo que suben más rápido de peso.

  1. De entre todos los mamíferos; las ballenas azules tienen la leche materna más grasosa.

Contiene hasta 50 % de grasa, para que el ballenato crezca muy rápido y obtenga un tejido adiposo que le proteja del frío del mar.

  1. La leche materna contiene poco hierro.

Eso es bueno, porque el hierro podría ser utilizado para el crecimiento de bacterias patógenas. No obstante, la leche materna contiene lactoferina, que asegura que el bebé pueda asimilar el hierro disponible de una manera muy eficiente.

  1. La leche materna mejora el sistema inmune del bebé

Una cucharada de leche materna contiene aproximadamente 3,000,000 de células vivas que benefician al sistema inmunológico de tu bebé.

  1. Los bebés que se alimentan de leche materna se enferman menos

Estudios han demostrado que bebés que no toman leche materna, tienen en promedio 25 % más infecciones respiratorias.

  1. La leche materna previene alergias

Por eso es recomendable seguir lactando aun cuando se introducen nuevos alimentos a través de la alimentación complementaria.

  1. Amamantar reduce el riesgo de enfermedades para la mamá

En mujeres que amamantan se reduce el riesgo de desarrollar diabetes y cáncer de mama.

  1. La leche materna tiene usos medicinales

Unas gotas de leche materna en los ojos pueden ayudar contra infecciones. También pueden destapar la nariz. Además se puede usar superficialmente para mejorar irritaciones en la piel.

  1. Los recién nacidos saben encontrar los pezones sin ayuda

Los bebés tienen el instinto de buscar el pezón de la mamá inmediatamente después del parto. Alrededor de los pezones hay unas glándulas que producen un olor parecido al líquido amniótico, este aroma les guía mientras gatean sin ayuda hacia los pechos para mamar.

  1. La leche materna contiene somníferos naturales

En la noche tiene una concentración elevada de triptófano, este aminoácido es transformado por el cuerpo humano en serotonina, la hormona de la felicidad, la cual nos hace sentir más tranquilos y contentos. Además, la serotonina se convierte a su vez en melatonina, la hormona del sueño, que le ayuda a tu bebé a dormir.

  1. También las madres adoptivas pueden amamantar

Se llama lactancia inducida. Aunque la mujer no haya pasado por un embarazo, sus pechos pueden producir leche. Eso funciona mediante una estimulación frecuente del pecho por la succión del bebé. Tiene una tasa de éxito alta, aunque muchas mamás tienen que complementar la alimentación del bebé con biberones.

  1. La edad fisiológica del destete es entre 2.5 y 7 años

Este resultado se obtuvo analizando huesos prehistóricos y observando el destete en otros primates y mamíferos.

  1. La pareja tiene una gran influencia en la lactancia

Que la mujer pueda lograr una lactancia exitosa, en gran parte depende del apoyo de su pareja. Si el compañero tiene una actitud negativa es más probable de que haya problemas, como una producción baja de leche. Por eso es muy importante ya durante el embarazo hablar sobre la lactancia, los desafíos que implica y los beneficios que tiene.

Leave a Reply